¿Cómo elegir la mejor caldera para tu hogar?

Las calderas sirven para producir vapor o calentar agua, es por eso que su función es tan importante en nuestras viviendas, ya que el agua caliente la hacemos servir para muchas cosas básicas en nuestro día a día.

¿Qué tipos de calderas hay?

Para poder ubicarnos bien, debemos saber que hay tres tipos de calderas, todo dependiendo del uso que vayamos a darle.

Qué tipos hay y cuál es la mejor caldera para ti

Para empezar, debes saber que hay tres tipos de calderas según su uso:

  • Las calderas sólo para calefacción
  • Las que son para generar Agua Caliente Sanitaria (ACS)
  • Las calderas mixtas, que proporcionan calefacción y ACS

Después de diferenciarlas según el uso que necesitamos cubrir en nuestra vivienda, se clasifican en:

 

Calderas de Gas

Son las calderas que utilizan el gas natural como su medio de combustión. Las calderas de gas de condensación son de las más eficientes y, sobretodo respetuosas con el medio ambiente.

Es importante la comprobación de que estas estén adaptadas a la normativa ERP, esta sirve para garantizar un mayor que se ahorrará en el consumo eléctrico y por lo tanto esto nos beneficia mucho económicamente.

Las calderas de gas se encargan de reutilizar la energía del vapor de agua una y otra vez, de forma más eficiente que si las comparamos con las calderas de gas estancas o las calderas de gas de bajo Nox, y de esta manera también estarían aportando más ahorro ya que ahorran más consumo de gas.

Pueden realizar un ahorro de combustible de hasta un 30%, respecto a las calderas convencionales.

Son eficaces y muy seguras; y el único requisito para la instalación de una caldera de condensación es que haya un desagüe cercano como por ejemplo una lavadora o lavadero entre otros, para desaguar sus condensados.

 

Calderas de Gasoil

Las de gasoil son de fácil mantenimiento y disponen de una mayor vida útil si las comparamos con otros equipos. Utiliza el tipo de gasóleo C pensado para el uso doméstico. Son populares en zonas donde otras alternativas de combustible como el gas natural, no se pueden utilizar.

La ventaja que tienen las calderas de gasoil es que calientan muy rapido espacios también muy amplios, todo esto consumiendo menos cantidad de combustible porque queman más lentamente. Un punto en contra es su precio ya que al estar sujeto a las variaciones del mercado, suele ser al alza.

Además, es necesario tener una previsión de suministro, aunque hay bastantes empresas que dan servicio a domicilio en 24 horas. Es necesario tener en cuenta que la instalación de calefacción por gasoil, necesita depósito para almacenar el combustible.

 

Calderas de biomasa

Las estufas y calderas de biomasa utilizan como combustible residuos orgánicos. Además de que estas tienen una alta densidad y poder calorífico.

La biomasa es la energía renovable más consumida en la UE, siendo el 61% de toda la energía consumida a partir de estas fuentes, y destinada a la generación de calor.

Los pellets, material de combustión que utilizan estas calderas, son el material de combustión menos costoso comparado con el gasóleo y con el gas natural.

Para poder instalarla habría que tener la instalación tradicional de gas o de gasóleo. Con una caldera de biomasa podrías llegar a ahorrar hasta 1.125€ al año, además de conseguir una reducción de emisiones a la atmósfera de hasta 5.370 kilos de CO2 al año.

 

¿Donde comprar una caldera?

Si te interesa adquirir una caldera nueva para tu vivienda consulta en la web de Chaffoteaux, aquí podrás encontrar calderas de condensación, por supuesto de la mejor calidad.

En Chaffoteaux podrás encontrar entre una gran variación de productos, la que mejor se adapte y que cubra perfectamente las necesidades de tu hogar.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.